Colores, Función ejecutiva, Habilidades sociales, psicomotricidad fina, psicomotricidad gruesa

MI SILUETA: actividad grupal completa y divertida

Si quieres desarrollar una actividad infantil para un grupo de peques activos y con ganas de entretenimiento, jugar a Mi silueta será una gran elección.

Fomentarás el juego cooperativo y la interacción entre los niños, trabajarás psicomotricidad fina y vocabulario de partes del cuerpo, ropa y colores; y se divertirán haciendo algo nuevo en una actividad sensorial.



Podrás llevarlo a cabo durante una sesión de trabajo o un rato de juegos o sacarle el máximo partido haciendo un taller que ocupe toda la tarde.

Espero que te guste y te dé ideas para trabajar con tus niños.



MATERIALES
  • Papel continuo (a nosotros se nos acabó, usamos un mantel de papel resistente)
  • Rotulador, ceras,  temperas y otras pinturas
  • Tijeras y pegamento
  • Recortes de tela
  • Recortes de cartulina, gomaeva, papel maché, lana, papel de burbujas para embalar…
  • ¡Y Todo lo que encuentres por casa!

 


Se elige o sale voluntario un niño para que haga de modelo. Debe tumbarse, elegir una postura y estar muy quietecito (esta parte es muy divertida porque hasta los más nerviosos se portan súperbien para que salga genial). Entre todos los demás se dibuja la silueta con ceras o tizas para no manchar la ropa. 
 
¡Mira la silueta! Imita su postura… Ahora prepárate que vamos a ponerle cara y cuerpo 



Retintamos bien la figura, la recortamos y comenzamos a dibujar la cara. Es una buena oportunidad para hacer una dinámica, como nombrar las partes del cuerpo o dibujar las partes de la cara (si son muy pequeños o no saben dibujar, puedes tener dibujos hechos de las partes de la cara  y que ellos elijan el lugar donde pegarlas).

Le vestimos con los recortes, otra oportunidad para hacer juegos con colores, texturas y formas. Por ejemplo, que un encargado o un adulto vaya indicando qué color debe pegar cada uno y en qué parte del cuerpo pegarla (Sonia, pon el color verde en el brazo; Javier, pon el corazón en la pierna, Mario, pon algo suave, Miriam, pon algo áspero,…)
Ya tenemos un mural precioso hecho entre todos para decorar la entrada de clase o la pared del dormitorio.

Puedes hacerlo en varios días, ampliarlo con un bocadillo con un mensaje de bienvenida, añadir otras siluetas, imprimir la cara real del niño y vestirlo de lo que quiera… Hay muchas posibilidades.

Sólo hay que imaginar. ¡A disfrutar creando en grupo!. 

Entrada anterior Entrada siguiente

También podría gustarte

Sin comentarios

Deja una respuesta